Qué ver en Alaska

Alaska es uno de los 50 estados de los Estados Unidos de América. Está ubicado en el extremo noroeste de América del Norte y en las regiones Oeste y Costa Oeste. Limita al este con el territorio canadiense de Yukón, al sureste con la provincia canadiense de Columbia Británica y está separado de Rusia al noroeste por el estrecho de Bering. Con 1.717.856 km² es el estado más extenso, con 741.894 habitantes en 2016, el tercero menos poblado —por delante de Vermont y Wyoming, el menos poblado—, y con 0,43 hab/km², el menos densamente poblado. Su capital es Juneau y su ciudad más poblada Anchorage. Fue el penúltimo en ser admitido en la Unión, el 3 de enero de 1959, como el estado número 49 —por delante de Hawái.

 

Alaska

Alaska

Qué ver en Alaska

 

Mapa de Alaska

Mapa de Alaska

Parque Nacional de Denali

El Parque Nacional de Denali es una visita imprescindible en cualquier viaje a Alaska, en él podemos ver algunos de los paisajes más espectaculares de la última frontera con el monte McKinley como protagonista, la montaña más alta de Norteamérica. Y por supuesto por la posibilidad de avistar animales salvajes en libertad, tales como el moose, oso grizzly, lobo o caribú.

Fairbanks y Chena Hot Springs

Dejando atrás Denali ponemos rumbo hacia el norte hasta la ciudad de Fairbanks, famosa por ser la primera a la que acudieron los buscadores de oro de este estado y donde podemos visitar la mina Gold Dredgue nº8 para conocer el proceso de extracción e incluso probar suerte con la batea. Recomendable la visita a las piscinas termales de Chena Hot Springs, y al salir de la ciudad hacia el sur imprescindible parar en la Casa de Santa Claus.

Zonas recomendadas de Alaska:

  • Prince William Sound: Valdez y Cordova, hacer una excursión por la bahía para ver los glaciares y algunos trekkings.
  • Juneau: no se puede llegar por carretera, sólo en barco o avión. Dicen que es la ciudad más bonita de Alaska, y son famosas sus rutas de senderismo.
  • Tok: pueblo situado en la carretera que se adentra en Canadá y conocido por ser la capital de los trineos de perros.
  • Magic Bus de “Into the wild”: Llegar hasta el autobús donde vivió Alex Supertramp no es nada fácil, hay que seguir la Stampede Trail y necesitamos tres días de ruta y buenas condiciones climáticas.
  • P. N. Katmai: lugar ideal para ver en acción a los enormes osos pardos pescando salmones (sólo se llega en avión) y visitar la isla de Kodiak.
  • Barrow: el lugar más al norte de Alaska en el Círculo Polar Ártico es donde se asienta la gran comunidad de esquimales inupiat.
  • Auroras boreales: el inconveniente de ir a Alaska en verano, es que lógicamente no pudimos verlas por el sol de medianoche. Una buena excusa para regresar.
  • Crucero de varios días: esta opción sólo apta para bolsillos bien profundos, es una forma genial de llegar a lugares que es imposible llegar por tierra.

¿Cómo llegar a Alaska?

La forma más común de llegar a Alaska en avión es mediante una escala previa en alguna ciudad de Estados Unidos como Seattle o Los Ángeles, nosotros volamos desde LA a Anchorage y el billete de avión con Alaska Airlines nos costó 320€ por persona i/v (es la compañía más barata, aunque los precios varían mucho dependiendo de la hora que quieras llegar). Os dejamos un link al comparador de vuelos de Skyscanner que usamos siempre para encontrar el vuelo más barato.

¿Cómo moverse por Alaska?

La mejor forma de moverse por Alaska es en autocaravana, por su comodidad, facilidad para cocinar y precio, si lo haces en coche todas las noche tendrás que para en un pueblo donde haya alojamiento, reservar y eso te obliga un poco a llevar una ruta más definida, sin embargo con la autocaravana paras a dormir en los muchísimos sitios habilitados por la carreteras para descansar o algunas veces en un camping por no encontrar sitios o por tener que vaciar los desechos de la misma.

 

Algunos consejos extra para visitar Alaska
  • Ojo con el depósito de gasolina, calcula bien las distancias y llena siempre que sea necesario.
  • Al hacer rutas de senderismo hay que tener cuidado con los osos, pero para evitarlo es recomendable ir haciendo ruido. Importante no llevar comida a la vista ni dejarla por la noche fuera del vehículo.
  • Lleva repelente de mosquitos a Denali, sobre todo en Wonder Lake.
  • Sacar la tarjeta descuento del supermercado Safeaway.
  • Reservar con bastante antelación para dormir en cualquiera de los campings de Denali.

 

Comments are closed.